La semana pasada tronó un disco duro de mi laptop. Era mi disco de trabajo, de 1 TB de almacenamiento donde tenía básicamente mi ambiente de desarrollo de Laragon, mi OneDrive, tanto el personal como el de la oficina y mi Dropbox. Los proyectos de Laravel en los que estoy trabajando estaban en repositorios de BitBucket, así que no hubo mucha pérdida, solo la flojera que da resincronizar todo con el nuevo disco.

Empecé con el OneDrive, sin ningún problema, indiqué la carpeta donde sincronizar y ya. Para el ambiente de Laragon hice los Git clone que correspondían y tampoco pasó a mayores. La sorpresa vino cuando configuré Dropbox.

Hace muchos años, Dropbox otorgaba 2GB grátis, y luego te regalaba un tanto más por un cierto número de usuarios a quienes les recomendaras e instalaran Dropbox. Para hacer la historia corta, tengo 25GB de almacenamiento gratuito, del cual uso alrededor de 15GB, y no necesito más.

La sorpresa es el anuncio de que la cuenta básica de Dropbox ahora solo permite sincronizar entre tres dispositivos, y yo tenía 27 (teléfonos, tabletas, PCs y VMs viejas), así que tenía que des-registrar 24. La opción, es pasarse a su plan personal, 100 dólares anuales (con 25% de descuento por única vez) para tener 1TB de almacenamiento y un número de dispositivos ilimitados (por ahora).

¿En que está pensando Dropbox? ¿Como por qué un usuario de 25GB máximo quisiera un plan de 1TB?

La promesa de las aplicaciones "en la nube"

La promesa era "vas a pagar por lo que usas", pero con las suscripciones pagas precisamente "por lo que no usas".

En el caso de Dropbox, si 1TB de almacenamiento cuesta 100 dólares al año, 25 GB de almacenamiento deberían costar unos 2.50 dólares, OK, se pueden impactar economías de escala, y otros indirectos, pongámosle 10 dólares al año. Seguro que eso si lo pagaría sin pensar. ¿Pero 100 dólares por algo que no voy a usar? Por supuesto que no.

Recientemente acaba de ocurrir un caso similar con Adobe, quien de la nada, decidió que su plan para fotógrafos ya no costaba 10 dólares al mes, sino 21 dólares. Eso y su modelo de suscripción obligatoria me hizo migrar mi base de datos a On1 Photo RAW, y estoy muy feliz, pero eso es otra historia.

Las Alternativas

Evidentemente, esta situación me hace replantear si voy a seguir con Dropbox, y todo apunta a que no. Voy a dejar lo que está ahí, porque de repente me sirve, aunque sea a través del cliente web, sobre todo mi colección de eBooks, pero nada más nuevo.

Creo que existen tres alternativas muy viables:

  • OneDrive de Microsoft (en mi caso tengo 15GB permanentes por diferentes promociones y como 200GB adicionales por dos años por haber comprado un dispositivo Samsung)
  • Drive de Google (donde tengo 20GB)
  • NextCloud que es una solución de código abierto que se puede instalar en un hosting compartido (como en el que uso para este blog), y aquí depende totalmente de tu hosting. En mi caso, utilizo Fast Comet, que me otorga espacio ilimitado, pero un máximo de ancho de banda, que me suele ser suficiente.

Comparación de Alternativas

Característica OneDrive Drive NextCloud
Almacenamiento Base 2 GB 15 GB Ilimitado, en principio
Versionado Si Si Si
Cliente Desktop Si Si, más o menos Si
Cliente Móvil Si Si Si
Múltiples Cuentas simultaneas Si Mmmmm, no realmente No
Planes Comerciales 1700 MXP por 6TB (familiar) 340MXP por 100GB Si, varía
Otras cosas MS Office Google Apps Muchos plugins gratuitos

De las dos primeras opciones, me decanto más por OneDrive, simplemente por cuestión de gusto de Office vs. Google Apps., pero es un hecho que ya instalé NextCloud y funciona a las mil maravillas, así que mi nueva configuración será, para los archivos personales más críticos, Microsoft OneDrive, y para sincronización en general y desarrollo, NextCloud. El que si no voy a regresar a ver, será Dropbox, que ya cayó en la misma categoría despreciable que Adobe y otro que era mi favorito, Evernote.